martes, marzo 03, 2009

Immanuel Wallerstein: "El capitalismo no existirá en 30 años"

Con algo de retraso cuelgo una entrevista realizada a Immanuel Wallerstein a propósito de las dos conferencias que dio a fines de enero en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (MNCARS), y en el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona (MACBA), organizado oportunamente por la Universidad Nómada, uno de los escasos proyectos de educación política emancipada y crítica. Wallerstein no es solo uno de lo más importantes críticos de la economía capitalista global, sino además uno de los refernte ineludibles del pensamiento decolonial de las últimas dos décadas.

Además desde este link podrán ver una bibliografía sobre Wallerstein y hay una serie de link de muy buenos documentos para descargar. Wallerstein es sin duda un imprescindible para el pensamiento crítico contemporáneo.
.......

ENTREVISTA CON IMMANUEL WALLERSTEIN

"El capitalismo no existirá en 30 años"

El autor pasó por Madrid para hablar en un ciclo sobre la crisis del capitalismo organizado por la Universidad Nómada y el Museo Reina Sofía

Cuando Immanuel Wallerstein (Nueva York, 1930) predijo, en plena apoteosis de la Guerra Fría, que el bloque soviético se iba a derrumbar, algunos pensaron que estaba metiendo la pata hasta el fondo. Obviamente, eran ellos los que estaban equivocados. Y es que el sociólogo estadounidense lleva toda su vida académica estudiando las tendencias a largo plazo de los sistemas económicos mundiales desde el Centro Fernand Braudel (Universidad Estatal de Nueva York).

Wallerstein, autor de libros como El moderno sistema mundial (Nueva York, 1930) o Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos (Akal, Cuestiones de Antagonismo, 2004), pasó por Madrid para hablar en un ciclo sobre la crisis del capitalismo organizado por la Universidad Nómada y el Museo Reina Sofía. Durante su charla, celebrada en un abarrotado salón de actos del museo madrileño, lo que da idea de la expectación que despiertan últimamente las voces críticas con el sistema económico, Wallerstein dejó toda una serie de titulares para la historia: "¿Obama? Por favor, no hemos elegido al Che Guevara; en EEUU, no se puede votar al Che Guevara" o "A día de hoy, se ven las cosas mucho más claras en Porto Alegre que en Davos".

Usted se ha especializado en el análisis a largo plazo del capitalismo y en su división, siguiendo los estudios de economistas como Kondratieff, en ciclos coyunturales. Según sus estudios, en la primera parte del ciclo actual (1945-1975), el beneficio lo generó la producción industrial. Ahora estamos en la segunda parte de ese ciclo. ¿Cómo situaría la crisis económica actual en ese contexto?

Lo que está ocurriendo ahora no es nada más que la fase final de un ciclo que se ha repetido muchas veces en los 500 años de historia del sistema capitalista. Ahora nos encontramos, en efecto, en la fase final de un ciclo de Kondratieff.En este sentido, la crisis que estamos viviendo no tiene nada de novedoso. La actual crisis, sobre la que todo el mundo discute como si fuera lo nunca visto, es similar a las ocurridas en otros momentos históricos, como la Gran Depresión o el periodo transcurrido entre 1893 y 1896. Es decir, se trata de un periodo que empieza con un endeudamiento masivo de las economías, sigue con una explosión de burbujas y acaba con una sucesión de quiebras. Así las cosas, lo que estamos viendo ahora es el colapso del periodo especulativo que arrancó en los años setenta. Hasta aquí, todo normal. Ahora bien, hay que saber distinguir entre los fenómenos cíclicos que se repiten y los cambios extraordinarios que ocurren sólo una vez, entre lo que es normal y lo que es extraordinario.

De hecho, usted sí cree que el capitalismo está viviendo un momento nunca visto hasta ahora ¿Qué tiene de extraordinario lo que le está ocurriendo al sistema desde hace unos años?

Lo extraordinario es que el ciclo coyuntural se agrava al enmarcarse dentro de otra crisis de mucho más largo recorrido que arrancó hace 30 años. Me refiero al fin del actual sistema-mundo capitalista y la consiguiente transición hacia otro sistema. Todavía no sabemos qué va a ocupar el lugar del capitalismo porque dependerá del resultado de una lucha política que aún se está dirimiendo.

¿No podemos estar ante el enésimo ciclo de caída y auge del sistema capitalista?

Definitivamente, no. Las posibilidades de acumulación del sistema han tocado techo. Podemos estar seguros de que en 30 años ya no viviremos bajo el sistema-mundo capitalista. Pero, ¿en qué sistema viviremos entonces? Podría ser un sistema mucho mejor o mucho peor. Todas las posibilidades están abiertas. La solución la encontraremos cuando se resuelva el conflicto entre lo que yo denomino el espíritu de Davos y el espíritu de Porto Alegre. Ahora bien, si no se afronta políticamente la cuestión del fin del capitalismo, es posible que lo que surja sea aún más extremo que el sistema actual, que en mi opinión es tremendamente injusto.

¿Qué papel puede jugar Obama en el actual contexto de crisis económica?

Todo el mundo ha recibido a Obama con los brazos abiertos. El mandato de Bush fue tan terrible que la gente aprecia la llegada de un hombre joven e inteligente al poder. Además, la llegada de un afroamericano a la presidencia es importante desde un punto de vista simbólico. Todo esto es positivo. Creo que es bueno que Obama haya llegado a la presidencia, pero no creo que vaya a ser capaz de cambiar fundamentalmente la situación. Y, aunque quisiera, tampoco tiene el poder para hacerlo. ¿Actuará Obama más inteligentemente que Bush? Por supuesto, pero eso tampoco significa gran cosa: el gobierno de Bush fue muy derechista. Su Administración actuó de un modo tan poco inteligente que aceleró el declive definitivo de EEUU como sistema dominante. Pero, ojo, Obama no puede revertir esa situación.

Al hilo de esto, también ha asegurado que la crisis se corresponde con el fin de un ciclo político, el de la hegemonía estadounidense. ¿Se trata de una decadencia irreversible?

Estados Unidos seguirá teniendo un peso importante, pero dudo de que pueda reconquistar su posición dominante debido a la multiplicación de centros de poder como China, Brasil, Europa, etc.

8 comentarios:

Felipe Mayuri Poma dijo...

Tiene razón al decir que Obama no es ningún milagro como presidente electo, claro que es un avance social simbólico en el territorio gringo...pero que cambie radicalmente las cosas dejadas por Bush nose sabe, es fácil ser escéptico ante una nueva etapa, es lo más usual, yo solo diría que hay que ver que sucede, nadie dice que pueden empeorar las cosas con este gobierno, y por qué no?

MBI dijo...

No sólo es interesante la opinión de este hombre, sino la reflexión que acompaña, la angustía es anterior a los cambios, al menos la crisis****** anuncia la corrección ante una nueva conciencia más justa de las cosas.

perro negro dijo...

con el perdon de los presentes, y a mi que chucha obama?!

lo cierto, q aca en perulandia, alan damian con el apra se estan forrando duro con un gobierno mafioso de derecha; y lo mas paradògico es que fue despuès de 10 años de dejar al paìs en ruinas.

www.emiliosantisteban.com dijo...

Lástima lo breve de la entrevista. Gracias por pasarnos su página. Seguro Cecilia Valenzuela y otros verdaderos-trasnochados calificarían su discurso de viejo y caduco. El sistema va a tener que acabar, o el mundo acabará junto a él.

Un abrazo.
E.

Anónimo dijo...

acerca del comentario de perro negro, comparito: y colón descubrió américa...

L.

Janine Soenens dijo...

"Pero, ¿en qué sistema viviremos entonces? Podría ser un sistema mucho mejor o mucho peor. Todas las posibilidades están abiertas."

Esto es lo mejor de todo... después de crecer en la ilusión hegemónica de "el mundo de las cosas como son"... dígase, vive para pagar tus cuentas, aterrizamos en un "mundo de posibilidades", una gran oportunidad de tomar consciencia de que somos nosotros los que constituimos la realidad.... mucho mejor o mucho peor... depende de quien se despierte primero de esta esclavitud contemporanea.

innombrable dijo...

es una espiral, el sitema probablemente va a cambiar, al final los problemas de siempre serán los mismos (pero diferentes..), el hambre, el sexo, la pobreza, la violencia, con o sin capitalismo van a persistir, y estaremos inscritos bajo otras normas y convenciones, asi q mejor dejar las cosas venir como vengan, y adecuarse para q no nos jodan tanto...pero como buenos homos q somos, divagar y romperse el coco, y preguntarse por el futuro y sí, hasta crearse ilusiones de un mundo mejor o peor, no está de más...

Juan Carlos Frías dijo...

Marx sostenía en los Grundrisse que dos son las tendencias con las que se encuentra cualquier empresario en un momento dado: una reducir sus costes al máximo (p.e. costes laborales) y otra, incrementar sus beneficios para lo cual ha de emplear una mayor cantidad de recursos productivos (p.e. contratar a más trabajadores) pero ambos están fuertemente condicionados por las oportunidades de inversión en ese momento dado. Cuando las oportunidades de inversión (acumulación) se reducen de manera generalizada el sistema puede entrar en crisis. El sistema capitalista ha salido de estas crisis (de acumulación) consecuencia de la falta de oportunidades de inversión de diversas formas: innovaciones tecnológicas, colonialismo, por procesos semejantes a los de la "acumulación primitiva" por los cuales se mercantilizan áreas que antes no estaban integradas en el sistema de mercado, etc, etc. En ningún caso me parece razonable pensar que no sucederá lo mismo en este caso, es decir que se repita lo que ya ha ocurrido otras veces. Es posible que el sistema salga con algunos cambios pero entiendo que será muy difícil que sea muy diferente.

Un saludo,

J.C.